Seleccionar página

Una de las claves para captar clientes es conseguir una mayor retención de nuestro mensaje.

Si no nos recuerdan, es imposible que nos compren.

Por eso es muy importante que nuestros mensajes sean fáciles de comprender y recordar.

En Internet y las redes sociales cada vez se consume más contenido visual: fotografías, ilustraciones, memes, etc.

Nos da pereza leer. No tenemos tiempo. El caso es que cada vez vemos más y leemos menos.

Debemos adaptarnos para seguir haciendo crecer nuestro negocio.

Definición de marketing visual

Es un componente del marketing que consiste en comunicar a través de imágenes. Es decir, emplear elementos visuales atractivos para dar a conocer tu servicio o producto.

Las personas somos muy visuales. En lo primero que nos fijamos es en el aspecto.

Una chica guapa, un coche bonito, un perro adorable…

Esa primera impresión es clave. Puede ser la diferencia entre convertir o no a una persona en tu cliente.

No hay una segunda oportunidad para una primera impresión.

Por tanto, el marketing visual influye directamente en nuestra imagen corporativa, en lo que piensa nuestro público objetivo sobre nosotros.

Se manifiesta en cualquier elemento visual que conforma nuestra identidad corporativa, lo que queremos transmitir: logotipo, colores, tipografías, infografías, fotos, etc.

Los valores de marca necesitan un soporte visual que les permita llegar a los potenciales clientes.

Beneficios del marketing visual para tu empresa

Cuanto más cuidemos el marketing visual, más profesional será la imagen que tienen de nuestra empresa, lo que repercutirá directamente en la confianza generada.

Por tanto, se producirán un aumento en nuestra cartera de clientes.

Y podrás poner precios más elevados.

Además, tendrás más repercusión en las redes sociales, ya que la mayor parte de las personas acceden desde un dispositivo móvil, por lo que se fijan más en las imágenes que en el texto.

Lo que supondrá un mayor alcance de tus contenidos y un aumento de los potenciales clientes.

Aspectos a tener en cuenta

La identidad visual de cada empresa debe estar bien definida.

Del mismo modo que una empresa tiene su misión, visión y valores, también debe tener una identidad visual que refleje su personalidad.

Todos los elementos visuales (colores, logo, gráficos) deben ser coherentes con la identidad de la empresa, ya que la transmiten al público objetivo.

Por lo tanto, a través de tu identidad visual te diferencias de la competencia.

No la dejes en manos de cualquiera.

Share This